Región

Bíologa exhorta a agricultores a usar abono natural y disminuir el fertilizante artifical

A través de la práctica de la agricultura se puede ayudar a que el suelo retenga nutrientes.

La biologa Sara Gómez indicó que prácticas como la agricultura ayuda a que el suelo adquiera nutrientes que son necesarios para regenerarse y seguir siendo productivo, tal es el caso de el carbono, el agua, así también hacerlo más poroso, lo que le ayudará a tener más vitalidad.

Por otro lado, indicó que otro de los beneficios que se obtiene es el que la agricultura permite que se puedan sembrar otro tipo de cultivos, beneficiando así el desarrollo de ambos, lo que estimulará también la diversidad asociada de especies.

«Tener diferentes familias de planteas de diferentes épocas de crecimiento resulta fundamental, animales y millones de microorganismos que intervienen en las funciones de los suelos», sostuvo la bióloga, indicando que lo más recomendable es utilizar especies de ciclo largo, las cuales puedan hacer raíces profundas.

Sostuvo que el uso de abonos verdes también puede ayudar a la mejora del suelo, así también los cobertizos que sean de distintas especies y familias de plantas, principalmente las que crecen directamente en el suelo, como la sandía , el melón y la jícama, lo que diversificará el suelo, pues con la cantidad de hojas que producen protegen de los rayos solares.

Por último, señaló que dejar los residuos del cultivo en el suelo hará que estos se conviertan en abono para el mismo, con lo que además de darle vida a la tierra evitará el impacto de la lluvia y el viento, pero sobre todo se disminuirá el uso de fertilizantes artificiales que a largo plazo causan daño en el espacio de cultivo.

Fátima Franco Álvarez/Acayucan, Ver.
Mostrar más
Botón volver arriba