La Bolsa
Home » Destacado » La congestión en la impartición de justicia no es sólo por pandemia: Raúl Contreras Bustamante

La congestión en la impartición de justicia no es sólo por pandemia: Raúl Contreras Bustamante

Por Carlos Hernández, Xalapa

El destacado catedrático e investigador veracruzano, Dr. Raúl Contreras Bustamante, Director de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) considera que la impartición de justicia en el país está “congestionada” y muchos de los conflictos podrían resolverse antes de llegar a tribunales, por lo que insiste en la formación de abogados conciliadores que privilegien los acuerdos y las mediaciones.
En entrevista exclusiva con la directora de Crónica de Xalapa, Cynthia Sánchez, en un Facebook Live para todos los medios de Grupo Editorial Olmeca el Dr. Contreras aseguró: “La sociedad está fracturada y agravada con el cierre de los tribunales, lo que afecta la impartición de justicia, ésta viene constipada, congestionada y eso no puede ser”, reflexionó el directivo académico.

Contreras Bustamante señaló que actualmente en las facultades se enseña a los estudiantes no solo ser un buen abogado, sino también un buen litigante.
Sin embargo, la mayoría de estos litigios son por conflictos del orden familiar y civil, mismos que tienen colapsado al sistema judicial por la gran cantidad de demanda.
El doctor Raúl Contreras comentó a la directora de Crónica de Xalapa que entre las principales demandas en los juzgados están los del orden familiar como pensión alimenticia, divorcios, bienes, herencias.
El resto, dijo, son recursos de amparo, problemas mercantiles, o del orden criminal.
“La sociedad está fracturada y agravada con el cierre de los tribunales, lo que afecta la impartición de justicia, ésta viene constipada, congestionada y eso no puede ser”, reflexionó el directivo académico.

Contreras Bustamante expuso la necesidad de generar abogados que sean mediadores y conciliadores para que privilegien los acuerdos, arreglos y mediaciones.
“Y cuando esto sea imposible, ir a litigio como último recurso que resulta complicado y caro a las partes y al Estado”.

En fluida charla para Crónica de Xalapa, el director de la Facultad de Derecho de la UNAM explicó que los tribunales del país, las universidades y las instituciones de gobierno tienen que entender lo que la Constitución ya establece.
“Para que los conflictos entre los familiares, socios, ex amigos se resuelvan en medios alternativos y solo lleguen a los tribunales los asuntos que sean imposibles de resolver o por su complicidad o su cuantía necesiten de un juicio”, insistió.

La pandemia y la justicia
El Dr. Contreras dijo que la pandemia está demostrando que la rutina judicial y las actividades que se hacían ya eran arcaicas, como el hacer fila para entrar a un tribunal, presentar una demanda, realizar procedimientos de notificación, entre otras que ya se debieron haber sistematizando y modernizado.
Recordó que en los tribunales federales están aplicando el uso de la tecnología y que debido a la contingencia sanitaria por COVID-19, se realizan audiencias virtuales.
“La impartición de justicia por el Poder Judicial Federal es una, el desarrollo profesional y tecnológico va por una vía más rápida, tiene más presupuesto, desarrollo, y el nivel de demanda de servicios es mucho menor que la que tienen los tribunales”.
Reiteró que la mayor parte de los juicios son familiares y civiles son juicios que tienen que ver en el orden local.
“El congestionamiento y problema serio está en las 32 entidades federativas, porque ahí está el mayor número de los juicios pendientes de subsastanción, para el Poder Judicial va mucho mejor y puedan establecer la forma digital, los litigantes de amparo y temas federales tienen más recursos y menos vicios”.
Raúl Contreras puntualizó que el problema es cuando tienen que pedir una firma digital a un ciudadano de una zona con menos desarrollo o zona indígena.

Nuevos paradigmas en la justicia
Afirmó que los gobiernos deben destinar mayor presupuesto en educación, ciencia y tecnología.
“La pandemia está demostrando las desigualdades brutales, sociales que son inaceptables y tenemos que ver que la pandemia simplemente no nos está sacudiendo para algo que no sabíamos o que es alguna sorpresa. Ya sabíamos que México tiene una gran desigualdad social, una distribución muy inequitativa de la riqueza y una falta de inversión suficiente en recursos para el desarrollo de los servicios públicos, como la impartición de justicia”.
Pero para llegar a eso, comentó, los responsables de los poderes del Estado necesitan tener un presupuesto para atender el tema, “no es simplemente más dinero, pero sí qué tengan una visión de que necesitan para poderse desarrollar y establecer una programación y presupuestación para atender un tema.
“No es simplemente más dinero, se necesita, pero si no hay la preparación, visión, la inteligencia y desarrollo para poder establecer estos presupuestos de manera adecuada, nos vamos a dar cuenta que gastaremos mucho dinero en lo que se requiere”.
Además de la aplicación de los recursos, expuso que en algunos Estados se ha discutido si los Notarios Públicos pueden ser mediadores que resuelvan conflictos y que el instrumento notarial se mande al tribunal.
“Y con eso se termine el juicio sin más trámite, sin tener que ratificar porque ya está notariado. Hay que ir descongestionado este tema, porque muchos de los asuntos son cuestiones de alimentos entre un divorcio o trámites muy sencillos que podrían resolverse y que requieren tiempo, dinero y esfuerzo en un tribunal”.
Advirtió de la importancia que hay en convencer a la sociedad que los litigios son un mal procedimiento, recurso y mal negocio para los abogados, clientes y Estado, “llevar todo a los tribunales es un mal negocio, se requiere de un cambio cultural”.
En ese sentido, explicó que los cambios culturales se tienen que atacar educando a la gente, así sean magistrados, jueces, secretarios, litigantes, ya que en muchos de los casos muestran resistencia a los cambios.

El Derecho a la Educación
Advirtió que se hicieron cambios en el plan de estudios de la Facultad de Derecho de la UNAM para fortalecer la premisa de que la educación es un derecho humano muy importante, “porque es habilitarte en en sentido que después del derecho a la vida y libertad debe de venir el derecho a la educación”.
Indicó que de nada sirve tener derechos si no se pueden entender, ejercer y defender, “si no tienes educación, no tienes derecho a la salud, si no tienes educación no tienes derecho a exigir tus garantías en la calle, si no tienes educación no te conviertes en un buen ciudadano que te haga ser solidario con la sociedad y no solo una parte de la sociedad donde el gobierno lo único que tiene que hacer es mandarte dinero y meterte a programas sociales, pero eso no te saca de la pobreza no dar mejor vida, te ayuda a subsistir”.
De igual forma, los gobiernos locales y federales deben aportar más a la educación, “porque lo que nos está enseñando la pandemia es que tenemos muchas debilidades y se reflejan en las estadísticas de violencia e inseguridad, es un problema educativo de origen”.
Afirmó también que desde la Facultad de Derecho, se han convertido en precursores de este derecho humano básico que es fundamental, el derecho a la educación.

El Dr. Raúl Contreras Bustamante, escribe semanalmente, una columna editorial que nuestros lectores pueden encontrar todos los sábados en todos los medios de Grupo Editorial Olmeca: Crónica de Xalapa, Novedades de Tabasco, Diario de Acayucan, Liberal del Sur, Diario de Minatitlán, Diario Los Tuxtlas, Diario El Puerto, Diario de Cardel, Diario de Palenque y Matutino Exprés.

x

TE PUEDE INTERESAR

Roban casa de Julio César Chávez Jr. y se llevan un botín en joyas

AGENCIAS   El ...

A %d blogueros les gusta esto: